EEUU y la Comunidad Europea contra Venezuela

0 129

Por Diego Olivera Evia

La guerra de las burguesías de América Latina

 

Siguen los planes de intervencionismo en Venezuela, el ataque a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), como a 540 constituyentes elegidos por más 8 millones de votos, desconociendo la legalidad constitucional de este acto soberano, la misma constitución de 1999, aprobada en la constituyente, da aval al presidente Nicolás Maduro, para buscar una alternativa a la violencia de la oposición venezolana, que solo ha buscado en 18 años de revolución bolivariana, una salida ilegal, anticonstitucional, ampliada a las acciones terroristas, de bandas contratadas de delincuentes, como ex militares, como los que asaltaron el cuartel militar con varias víctimas y detenido.

La postura internacional contra la ANC de EEUU y la Comunidad Europea, ha ampliado los caminos de la violencia y una guerra, atacando la legalidad de la democracia venezolana, ellos mismos buscan desconocer el acto mayoritario, de más 8 millones de venezolanos, solo apuestan a una salida guerreristas impulsada por la Central de Inteligencia América (CIA), como lo ha manifestado el director de esta agencia, al reunirse con los gobierno de México y Colombia, para crear una intervención armada. Un hecho llamativo que muestra la presencia gringa en Venezuela, es que en una camioneta robada del cuartel en Maracay, se encontraron banderín  y estandarte de la CIA, demostrando quien desarrolla los actos terroristas, además  dejaron los terroristas varias pertrechos militares, y se llevaron las armas largas robadas de este unidad militar.

La postura de EEUU del presidente bipolar Donald Trump, de querer sacar al mandatario venezolano de su cargo, para intentar crear un vacío de poder, como lo aplicaron en golpe de estado de 2002, al presidente Hugo Chávez, pero esta acción fue derrotada por la FANB, y se recuperó al presidente Chávez, ante del plan de Estados Unidos de secuestrarlo como al presidente Noriega, destruyendo media ciudad de Panamá y miles de muertos. Esta campaña de mentiras, de una crisis humanitaria  de Venezuela, como la marcha de este pasado martes 8 de agosto, llamando a la búsqueda de comida, es una farsa de la derecha y los empresarios como la empresa Polar y otras importadoras capitalistas, que usan un dólar especulativo, sin base real en ningún concepto económico, realizados por el denominado Dólar Today radicados en Miami y Colombia.

EEUU y ahora la CE buscan un mayor intervencionismo, tratando de crear un mito de que la ANC es un proyecto golpista, para darle más poder al presidente Maduro, dejando de lado el carácter popular de esta convocatoria, son decenas de artimañas y campaña mediáticas de la prensa capitalista monopólica, para intentar apoderarse del petróleo venezolano, de los minerales estratégicos, como las reservas de agua. Es que el imperialismo sigue tratando de acumular las riquezas del planeta, como lo ha realizado en Iraq, Afganistán, Siria, y ahora Yemen con sus pozos de petróleo, estamos ante una crisis mundial de un modelo neoliberal e intervencionista, no repara en millones civiles de asesinados como en Japón, por la bomba atómica lanzada por EEUU, a una nación ya derrota y rendida ante la URSS, vivimos un realidad anti humanista y contra la sociedad humana en su conjunto.

La guerra de las burguesías de América Latina

Muchas veces hemos hablado o publicado notas de América Latina, como el patio trasero de Estados Unidos, soportamos la crisis de golpes de estado en invasiones de EEUU, desde la guerra de selección, la invasión a México, como anteriormente con Cuba, para ampliar sus acciones a Centroamérica el Caribe, como la anexión de Puerto Rico, como colonia.

Para no ampliar recordamos el Plan Cóndor y los golpes de estado en Suramérica, como los más de 50 años de Bloqueo a Cuba, una historia de acciones imperialistas de conquista a los recursos del continente, el nuevo desafío a finales del Siglo XX y en la primera década del Siglo XXI, con el ascenso y triunfo del presidente Hugo Chávez en 1998, como la constituyente de 1999, surgió la nueva carta magna, la constitución bolivariana que dio surgimiento a la revolución bolivariana, que daría un cambio a Venezuela, como a América Latina, con vientos de cambio en una nueva alborada.

La propuesta de Chávez de crear organismos multilaterales, fue dando una propuesta a los países denominados progresistas, El gobierno en Argentina de los  Kirchner, la primera presidencia del Frente Amplio de Uruguay, con Tabaré Vázquez, la presencia de Cuba y Fidel Castro, las  presidencia de Evo Morales en Bolivia y la Rafael Correa en Ecuador, el Brasil de Ignacio Lula Da Silva, marcaron una nueva década. El surgimiento de UNASUR, ALBA, CELAC y el hoy desprestigiado MERCOSUR, fueron momentos de crecimiento en la economía regional, una unidad que enfrento a George Bush y Barak Obama, en varios foros y reuniones de la OEA, hoy también desprestigiada por el títere de EEUU Luis Almagro, han marcado una nueva época de traiciones y sumisiones a EEUU, la CIA, para crear un apéndice de nuestras naciones al dominio del imperio gringo.

Ante esta realidad nueva surge aquella famosa frase de Napoleón Bonaparte, de que cada hombre o político tiene su precio, de esa manera EEUU y Trump, compraron a Mauricio Macri (denunciado por diarios de EEUU, como el principal corrupto del continente), la sumisión de Pérez Nieto a Trump y la CIA, muestra un PRI vendido y anti latinoamericano, a un vasallo de EEUU Santos con 7 bases militares y con la venta de drogas a Norteamérica, marcando su carácter sicario contra Venezuela, de la misma manera el golpista Temer, corrupto apoyado por un congreso de mafiosos y vendidos al vil precio de sus mentiras, así Paraguay con un presidente narco, como a la presidente Bachelet al servicio de una constitución pinochetista, han marcado una nueva década de hambre, miseria, desempleo, endeudamientos como el de Argentina por 100 años, por el macrismo.

Ahora nos preocupa Uruguay y las posturas del presidente Vázquez y su Canciller, como una Asamblea Legislativa que apoyo en el MERCOSUR, la salida de Venezuela. Lo lamentable son las acusaciones contra Venezuela, sobre su crisis creada por la derecha venezolana, en 18 años de violencia, los muertos los crean los paramilitares y terroristas, pero las imágenes reales se la endosan a los chavistas, un mentira tras otra, crea una falsa verdad, el odio de las clase media y la Oligarquía criolla ha asesinado más de 120 personas, se han quemado a supuestas chavistas, a personas de la tercera edad, han trancado a las zonas de la misma clase sociales, creando una verdadera dictadura a estos sectores racistas y mucho de ellos hoy votaron por la constituyente, en el Poliedro de Caracas.

Hemos vuelta a los tiempos de la mentira, el odio, el racismo, la imposición de grupos armados, que siguen quemando gandolas con combustible (camiones cisternas), en la entrada de un túnel en la vía oriente, para que no se desplacen los ciudadanos, además atacan cuarteles, matan motorizados, policías, soldados, ciudadanos, que cobran peaje a los ciudadanos en la salida de su cuadra, o en los cortes que hacen los terroristas, nadie de la clase media reconoce esta realidad,  solo la ven los trabajadores, los estudiantes, los ciudadanos, esta es una guerra despiadada sustentada, por la burguesía y sus patrones imperiales EEUU.

 

diegojolivera@gmail.com

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.